26/9/13

Mas allá de que el título de esta publicación sea un reflejo intencional de mi parte, de como el número 3 se repite en nuestras vidas; y muchas veces, pasándonos desapercibido, pudiendo observar, de parte del lector, que dicho título, contiene tres frases, que cada frase contiene tres palabras y que existen entre ellos, tres signos de puntuación, identificados aquí por el punto (y el último signo de interrogación); veremos también de qué manera el número 3 nos engloba, como si fuera un conjunto tripartito, provenido de la mismísima creación del universo, y que está impreso en nuestra naturaleza, interna y externa.

El número tres, desde que la humanidad tiene memoria, encierra un profundo y variado contenido simbólico, el cual, a través de los tiempos, ha recibido un sinfín de significados, los cuales, me propongo a desvelar, solo algunos, en esta publicación.

En primer lugar, comencemos por el propio significado etimológico de la palabra "tres". Dicha palabra deriva del Latín, de dos palabras madres, que son: "Tiubium" y "Trinum". El tres, en definitiva es, como ya lo saben, el primer número impar y primo a la vez, compuesto por la unidad repetida tres veces, o explicado de otra manera, como la unidad, mas el primer número par del conjunto de números enteros.

Veamos ahora, cuales son las atribuciones que, durante el transcurso de la historia, le han conferido a este, hasta ahora, tan enigmático número.

En cuanto a la filosofía platónica, Dios es considerado como una reunión de "tres" características o personalidades dentro de una sola. Estas son: "la espiritual", "la material" y "la intelectual". Ese concepto platónico de Dios, no es mas que una relación apoteótica de la propia naturaleza humana. Dios está en el hombre, y el hombre está en Dios. Esto significa que, por medio de la apoteosis, cada ser humano puede alcanzar la "clasificación" de Dios, simplemente por medio de un profundo autoconocimiento -ejercido constantemente y para siempre- desde aquellas tres cualidades dentro de cada uno de nosotros.

En la concepción filosófica del Neoplatonismo, el primer ser emanado del Uno es el Logos, llamado también Verbo, o Inteligencia, que contiene las ideas de las cosas posibles. Después, la Inteligencia engendra el Alma como idea, principio del movimiento y de la materia. El Uno, la Inteligencia y el Alma son las "tres" hipóstasis de la Trinidad neoplatónica.

La doctrina central de Plotino es su teoría de la existencia de "tres" hipóstasis o realidades primordiales: el Uno, el nous y el alma. En realidad, el principio básico es siempre el Uno, mientras que las otras dos hipóstasis y el resto de realidades son derivadas.

En si mismo, el número "tres", contiene todas las etapas de la creación, como son: "el Génesis", "la expansión" y "la contracción o fin" de nuestro universo. Y cada "Objeto" dentro de él, tiene sus "Causas" y sus "Efectos".

Pero, hay mas, mucho mas. Si nos remontamos a la crucifixión de Jesús de Nazaret, recordaremos que, junto a Él, se encontraban dos mas, por lo que forman en conjunto, tres crucifixiones. Y esto, en si mismo es muy simbólico también, debido a que Jesús representaba un espíritu indomable e indoblegable, y acompañando a esta especie de costado revolucionario de aquel Maestro, se le agregaron características construidas por Él mismo, como, la sabiduría y el autoconocimiento, que son representadas por la Luz de la razón. Mientras que los otros dos crucificados, están simbolizando la oscuridad de la que provienen sus atormentadas mentes y sufrientes corazones. Una vez mas, se da la relación del "Uno" por sobre lo "dual", de Jesucristo; el uno, el gran iniciado en los misterios de Egipto, el Maestro de Maestros, el iluminado, el que llegó a la tan buscada apoteosis del hombre, el que llegó a ser nada mas y nada menos que Dios, dentro de su innegable humanidad; junto a la dualidad terrenal, a la doble oscuridad, a esa doble ignorancia de sus entornos y de si mismos, representado todo esto, por ambos delincuentes -cuyos nombres eran "Dimas" y "Gestas"-, apostados ambos, a cada lado del Mesías.

No debemos olvidar también, de que Jesús murió -a los 33 años (11 veces 3) al mundo terrenal- a las "tres" de la tarde, el cual, luego, resucitó al "tercer" día. Jesús, "murió" -simbólicamente- en la oscuridad de lo terrenal, para "resucitar" -también simbólicamente- en la luz de la razón y la sabiduría... en su propia apoteosis, mientras que aquellos delincuentes no tuvieron el mismo destino simbólico, debido a que, por no optar a lo que el Maestro enseñaba, no pudieron ver la Luz de la razón, cuyas dos muertes significaron simbólicamente, que la apoteosis, para ellos, les fue inalcanzable, con lo que sus vidas prosiguieron en el ámbito terrenal, de oscuridad y de bajas pasiones. Y cuando me refiero a oscuridad, estoy hablando de todo lo contrario a la sabiduría y al autoconocimiento. 

Y sin ir mas lejos, fue el apóstol Pedro quien negó "tres" veces a Jesucristo. También fueron "tres" los apóstoles que, de alguna manera, pusieron en duda la confianza de su Maestro, los cuales se llamaban: "Pedro", "Judas" -por razones muy conocidas- y "Tomas", quién osó tener dudas de las enseñanzas de su Maestro Jesús.

Pero, al apóstol Pedro, mas allá de la triple negación de su Maestro, le fueron entregadas las "tres" llaves del cielo. ¿Y las del infierno?

¿Y cuantos eran los Reyes Magos que visitaron a Jesús, recién nacido?: "Tres". Y los regalos que le trajeron al futuro Mesías y Rey de los Judíos, fueron también "Tres": "Incienso", "Mirra" y "Oro".

Si miramos al cielo, en la constelación de Orión, podremos divisar tres estrellas muy conocidas, y que son las que conforman el Cinturón de Orión, denominadas con las palabras: "Altinak", "Alnilam" y "Mintaka".

Y si continúo refiriéndome solo a las religiones, hubo "Tres" principales personajes, y los mas reconocidos mundialmente, en lo que respecta a la creación posterior de tres, de las religiones mas importantes del mundo. Estos hombres fueron "Mahoma", "Moises" y "Jesús", quienes sentaron las bases para "Tres" religiones, como lo son, la "Islámica", la "Judía" y el "Cristianismo" respectivamente.

El denominado "padre de la humanidad" desde el punto de vista de las religiones abrahámicas, cuyo nombre Bíblico de "tres" letras, las que conforman la palabra: Noé, es uno de los ocho sobrevivientes del Gran Diluvio Universal Bíblico, quien, junto con su esposa, tuvieron "Tres" hijos llamados: "Sem", "Cam" y "Jafet". A su vez, Noé fue hijo de Lamec, descendiente éste del "tercer" hijo de Adan llamado Set, también de tres letras. Además, y antes de que el diluvio se diera, Noé pasó 120 años advirtiendo a todo el mundo de lo que se avecinaba, pero nadie le prestó la atención. La suma de las cifras del 120 da 3, es decir: 120 = 1 + 2 + 0 = 3.

Pero hay mas en relación al enigmático número 3. La Trinidad o Triada Egipcia está compuesta por "tres" seres, "Isis", "Osiris" y "Orus". El Dios del Catolicismo es una hipóstasis de un solo ser, en tres seres, y como ya lo sabemos, son: "El Padre", "el Hijo" y "el Espíritu Santo". En la tradición brahmánica, el Dios Brahmán es, al igual que el Dios Católico, una "triple" unión de "tres" seres: Brahma, "El Creador", Vishnu, "El Preservador" y Shiva, "El destructor". Y la lista sigue y sigue, en lo referente a las religiones y mitologías.

El número bíblico que representa a la Bestia  está conformado por "tres" cifras, las cuales son tres seis, el 666, los cuales, a su vez, son divisibles por 3, separadamente y en conjunto.

En la religión india y en el zoroastrismo, ambas tenían un dios llamado Mitra, por los primeros, y Mithra por los segundos, que representaban ambos, al dios sol. Entre los indios, el dios Mitra original se escindió en "tres" dioses, "Mitra", "Ariamán" y "Váruna". En cambio, entre los iranios, o sea, en el zoroastrismo, ese dios mantuvo su unidad, y soberanía, siendo el hijo de Ahura Mazda, que posiblemente haya sido el "Cielo".

La Fe es un concepto judío que se deriva de la palabra hebrea emuná que significa "tres" cosas: "firmeza", "seguridad" y "fidelidad". Para el pensamiento judío, una fe que no incluya seguridad o fidelidad, es lo mismo que separar el espíritu del cuerpo, es decir: es una fe muerta 

En la Biblia, específicamente en Mateo 7:7-11, hace referencia a "tres" preceptos o consejos, los cuales son: "Pedid", y se os dará; "buscad", y hallaréis; "llamad", y se os abrirá. Porque cualquiera que pide, recibe; y el que busca, halla; y al que llama, se abrirá ¿Qué hombre hay de vosotros, a quien si su hijo pidiere pan, le dará una piedra? ¿Y si le pidiere un pez, le dará una serpiente? Pues si vosotros, siendo malos, sabéis dar buenas dádivas a vuestros hijos, ¿cuánto más vuestro Padre que está en los cielos, dará buenas cosas a los que le piden?

La Tabla Esmeralda es un pequeño escrito atribuido a Hermes Trismegisto. Sobre la misma esta grabada "El Secreto de la Gran Obra", la cual fue hallada en su propia tumba. Como el contenido es simbólico, solo los ojos capaces de comprender, son los que revelarán su verdad. Dicha Tabla Esmeralda expresa en sus últimos párrafos, lo siguiente:
"... De este modo ha sido creado el Universo.De aquí saldrán innumerables adaptacionesde las cuales el medio es éste.
Por todo esto he sido llamado Hermes 'Trimegisto',por poseer las 'tres' partes de la filosofía del mundo.
Lo que he dicho de la operación del Sol,
es completa y perfecta."
Las ciencias matemáticas se dividen en "tres", y que son: "Algebra", "Aritmética" y "Mecánica", pudiendo agregar que, dentro de esta ciencia madre, existen también "tres" operaciones principales: "multiplicación", "suma" y "resta", por lo que la de dividir queda afuera de esta terna, por ser una operación equivalente a la resta. 

En lógica deductiva simbólica, y gracias al filósofo Aristóteles; por medio de la cual se utilizan ciertos métodos, que, en base a diferentes premisas, se llega a una conclusión falsa o verdadera; son "tres", las metodologías usadas o reglas de inferencia para llegar a una conclusión lógicamente aceptada, las cuales son: "Modus Tollens", "Modus Ponens" y "Silogismo Hipotético".

Por otro lado, y prosiguiendo con las diferentes asignaciones conceptuales del número tres, puedo agregar que la música está conformada por "tres" tipos de niveles de sonido, y que son: "el agudo", "el medio" y "el grave". También, en la teoría de Solfeo se definen "tres" claves: "la clave de SOL", "la clave de DO" y "la clave de FA".

Las ciencias tienen sus "tres" características clave, como "los principios", "los elementos" y "los resultados".

En la naturaleza se encuentran muy bien definidas ciertas divisiones que identifican inequívocamente los componentes en particular y en general, y que son los "tres" reinos conocidos, a saber: "animal", "vegetal" y "mineral".

Las personas se distinguen por "tres" comportamientos esenciales para la vida en sociedad, como lo son, y en este orden: "pensar", "hablar" y "hacer". 

En Lengua y Literatura, en el análisis de las oraciones, las mismas se pueden dividir en: "sujeto", "verbo" y "predicado".

El mundo del arte plástico, se basa en tres bases fundamentales para que el producto final, no solo represente la idea del artista, sino que además, llegue y sea apreciada por sus públicos observadores, las cuales son: "pintura", "escultura" y "arquitectura".

Existen, o se definen, "tres" conceptos muy esenciales para nuestra existencia, como seres humanos, los cuales son: "la mente", "el cuerpo" y "el alma".

En Psicología de la personalidad, la "triada oscura de la personalidad" es el narcisismo, la psicopatía y el maquiavelismo.

En el mundo de la Física Clásica, se dan tres estados principales, los cuales son el "sólido", el "líquido" y el "gaseoso". Sin olvidar que el estado plasmático es un cuarto estado de la materia y que se lo puede observar en un rayo, por ejemplo.

Por otro lado, en el mundo de la Física Cuántica, la mínima parte que conforma la materia es el átomo, el cual está constituido por "tres" partículas subatómicas, las cuales son: "el Protón", "el Neutrón" y "el Electrón", con "tres" cargas: "positiva", "neutra" y "negativa", respectivamente.

Tres son los colores primarios: "el rojo", "el amarillo" y "el azul". 

Tres son los componentes básicos del agua, elemento fundamental para la vida como la conocemos, siendo estos: dos moléculas de Hidrógeno y una de Oxigeno.

En geometría se postula que todo es reducible a triángulos, sabiendo que los triángulos tienen "tres lados", "tres ángulos" y "tres vértices", además de existir "tres" tipos de ángulos, y que son: "los obtusos", "los agudos" y "los rectos". Y ya que estamos con los triángulos, estos se clasifican en "tres" categorías, en "Isoseles", "Escaleno" y "Equilátero".

En cuanto al tiempo, ese concepto abstracto que nos indica la posición cronológica de los innumerables sucesos que ocurren en nuestras vidas y en nuestro entorno cercano y lejano, se clasifica en: "tiempo presente", "tiempo pasado" y "tiempo futuro".

El equilibrio de un objeto determinado, se logra con, al menos "tres" puntos de apoyo.

Son requeridos, y además, suficientes, "tres puntos" no necesariamente alineados, como para conformar un plano y también una circunferencia.

"Tres" cartas se utilizan en el juego del Truco, en el cual, también, se pueden cantar tres veces "Truco" por medio de las siguientes "tres" frases: "Truco", "Quiero re Truco" y "Quiero vale Cuatro". En este mismo juego, el puntaje máximo para el envido es de 33 o también 11 veces 3. La Flor se da por medio de "Tres" cartas del mismo palo.

Al hacer una ensalada, comúnmente le colocamos "tres" tipos de aderezos  los cuales son: "Sal", "Aceite" y "Vinagre". Y si mencionamos la que es, por sobre las demás, la ensalada clásica por excelencia, y que acompaña a algunos asados, la misma está compuesta por tres elementos, y que son: "Lechuga", "Tomate" y "Cebolla".

Al café le solemos colocar tres cucharadas de azúcar, además de ser una infusión compuesta por tres elementos: "café", "leche o agua" y "azúcar o edulcorantes".

Son "tres" los cubiertos que nos ayudan a ingerir con mas facilidad nuestros alimentos, los cuales son: "Cuchara", "Cuchillo" y "Tenedor".

Los árboles se componen o dividen, básicamente, en tres partes: "Raíz", "Tronco" y "Copa".

El universo está compuesto por "tres" elementos esenciales constitutivos y para su comprensión, por parte del ser humano, ellos son: "Energía", "Materia" y "Tiempo". La famosa ecuación de Einsten, que dice que la Energía (E) es igual a la Masa (M) cuando ésta última es acelerada a la Velocidad de la Luz (c), tiene tres elementos constitutivos, y que son: "Masa", "Energía" y "Velocidad de la luz". La mismísima Creación Universal estuvo compuesta de "tres" partes esenciales para que una genere a la otra: "el Infinito", "la Singularidad" y "el Universo", en ese orden.

El propio concepto de vida, contiene a tres estados fundamentales, y que son: "nacimiento", "desarrollo" y "muerte".

El ex presidente de los Estados Unidos de América, John Fitzgerald Kennedy (de "tres" nombres), fue asesinado el día 22 de noviembre de 1963 -(22 + 11 = 33, 11 veces 3) a las 12:30 hs. (12 y 30 son múltiplos de 3)-, por "tres" disparos, causándole "tres" heridas, una en el cuello, otra en el pecho, y la tercera en la cabeza, específicamente en la frente. El asesinato ocurrió en la Dealey Plaza Park ("tres" nombres), que por la cual confluyen "tres" calles, y fue sobre la calle "Elm" (nombre de "tres" letras) que ocurrió el atroz Magnicidio. Además, dicha plaza está conformada por un grupo de "tres" triángulos: un triángulo equilátero (el mayor) y dos triángulos rectángulos contenidos ambos dentro de aquel.

Nuestros días están compuestos por "tres" segmentos de ocho horas cada uno, destinados para el "trabajo", el "descanso" y el "ocio" (a la palabra ocio la relaciono a todo tipo de actividades que puede desarrollar el ser humano, como las de diversión, esparcimiento y estudio).

Son "tres" los huesos que se encuentran en nuestro oído medio, esenciales para la audición, y que son: "el Martillo", "el Yunque" y "el Estribo". En la parte frontal de nuestra cabeza, en nuestra cara, se alojan "tres" de los órganos correspondientes a los sentidos mas importantes para llegar a tener una vida casi normal, y que son: "los ojos", "la nariz" y "la boca". ¿Será por esta triple percepción, que el número tres es tan importante y significativo en nuestras vidas? Puede ser. Por otro lado, nuestro cerebro se compone de "tres" niveles, respecto de la existencia de ellos, gracias a la evolución, y que son: "el Cerebro Reptiliano", "el Sistema Límbico o mamífero" y "el Neocortex o humano". ¿Será por esto también? Es posible. Y siguiendo con nuestro cuerpo, nuestros dedos, de pies y manos, tienen "tres" huesos o Falanges: "Distal", "Medial" y "Proximal". En nuestra columna vertebral existen "tres" tipos de vértebras: "Cervicales", "Torácicas" y "Lumbares".

Y son también "tres", los estadíos psicológicos determinados por la ciencia psicológica de Sigmund Freud, los cuales representan la conciencia o estado consciente por un lado, y la inconsciencia o el inconsciente por el otro, y que son: el "Yo", el "Super Yo" y el "Ello". Las dos primeras radican en la mente consciente, mientras que en la última, se depositan todos los recuerdos reprimidos, debido a sufrimientos o sucesos que han sido, de alguna manera, inesperados o indeseados.

Y prosiguiendo con nuestro cerebro, este órgano tan complejo tarda "tres" días en adaptarse a cualquier tipo de cambio. Por ejemplo, si utilizamos unos anteojos que nos hacen ver el mundo al revés, o sea, el cielo en donde está la tierra, y la tierra en donde se encuentra el cielo; al término de "tres" días, el cerebro, automáticamente, entiende que esa forma de ver no es la correcta, con lo que, basándose en su propia memoria de sucesos anteriores, mas su inherente lógica constitutiva, decide reacomodar la percepción visual, a la forma normal: el cielo arriba y la tierra abajo. Por supuesto que, todo lo anterior, siempre con los anteojos puestos. Pero, al sacarnos los anteojos, volveremos a ver el mundo como lo veíamos al principio, en el primer día -cuando teníamos las gafas puestas- o sea, al revés, hasta que de nuevo, transcurran "tres" días.

3 por 3 es igual a 9, y 9 por tres es igual a 27, a su vez, 27 por 3 es igual a 81. Si sumamos las cifras del 81, obtenemos 9, que dividido por "tres" da "tres", con lo cual se vuelve al número "génesis" inicial. El tres, es tanto el principio, como el fin, simbólicamente hablando, tanto el Alfa como el Omega. A partir del número Divino: 3, y luego de pasajes por números terrenales, retornamos nuevamente al mismo 3, a la Divinidad. Esto puede llegar a tener una relación simbólica con las Trinidades y Tríadas de la antigüedad, mitológicas y actuales. Y no olvidemos que el 3 es el primer número primo.

Los principales y mas conocidos movimientos de un cuerpo sólido en el espacio, por ejemplo, nuestro planeta Tierra, son "tres": "Rotación -cada 24 hs.-", "Traslación -cada 365 días-" y "Precesión -cada 26000 años-".

Una de las primeras ternas cósmicas conocidas por los antiguos, fueron la "Tierra", el "Sol" y la "Luna", simbolizando al padre Sol, la madre Luna y la hija Tierra (hijos del Sol y de la Luna).

Tres fueron las torres que cayeron en el "atentado" del 11 de Setiembre de 2001. El World Trade Center 1, el 2 y el 7, que, a este último, no lo chocó ningún avión, desplomándose de todos modos, al igual que el 1 y 2, como una perfecta demolición controlada. Tres, fueron los aviones que "chocaron" los edificios, en aquel trágico día. Hoy en día, y sin incluir a la "Freedom Tower" o también llamada "One World Trade Center", son "tres" los rascacielos que se están construyendo, conformando el nuevo "World Trade Center" -"tres" palabras en su nombre-, que serán construidos en el lugar donde cayeron las otras "tres" en el año 2001. Tres cayeron... tres se levantarán.

Por otro lado, el genial Dante Alighieri, en su magnánima obra poética, llamada "La Divina Comedia", y mas allá de las "tres" palabras que componen su nombre, definió "tres" niveles en el que las almas humanas podrían encontrarse estancadas, y los llamó: "Paraíso", "Purgatorio" e "Infierno".

En el ámbito informático, los "tres" procesos que se dan en una computadora, sin importar su tamaño, son los de: "Entrada", "Proceso" y "Salida".

En Egipto, son "tres" las principales estructuras milenarias, nombradas, como las pirámides de "Keops", "Kefren" y "Micerino", las cuales, se encuentran alineadas perfectamente con las "tres" estrellas que conforman el Cinturón de Orión, en la constelación del mismo nombre.

El número PI, que expresa la relación de una circunferencia con respecto a su diámetro, comienza con el número entero 3, y contiene infinitos números decimales.

Según la filosofía proveniente de Grecia, del genial Pitágoras, existe una creencia de que todas las cosas son, en esencia, números. Y el propio misticismo que dominaba este pensamiento pitagórico fue la génesis de como fue construida la cosmología pitagórica. Y aquí tengo que citar un escrito de Diógenes Laercio (200 d. C.), quien escribió lo siguiente:

"El principio de todas las cosas es la mónada o unidad; de esta mónada nace la dualidad indefinida que sirve de sustrato material a la mónada, que es su causa; de la mónada y la dualidad indefinida surgen los números; de los números, puntos; de los puntos, líneas; de las líneas, figuras planas; de las figuras planas, cuerpos sólidos; de los cuerpos sólidos, cuerpos sensibles, cuyos componentes son cuatro: fuego, agua, tierra y aire; estos cuatro elementos se intercambian y se transforman totalmente el uno en el otro, combinándose para producir un universo animado, inteligente, esférico, con la tierra como su centro, y la tierra misma también es esférica y está habitada en su interior. También hay antípodas, y nuestro ‘abajo' es su ‘arriba'."

Pero, además de aquella "Mónada", la filosofía pitagórica definió dos mas, la "Díada" y la "Tríada". Mientras que la "Mónada" es lo Divino, el principio de todas las cosas, el ser inmanifestado, la "Díada" es el origen de lo masculino y lo femenino, de la dualidad interna de todos los seres, y la "Triada" considera una nueva trinidad, compuesta por el "mundo celeste", el "mundo terrestre" y el "mundo infernal".

Como dato alusivo, la Mónada es representada, desde aquellos tiempos antes de Jesucristo, por medio de un punto central dentro de un circulo -símbolo de esta misma página web-, llamado el "Circumpunto", el cual también contiene otras representaciones simbólicas, como el Disco Solar egipcio, El Dios Horus, la perfección de una rosa -que de allí se desprenden los Rosacruces-, el ojo de Horus egipcio, o bien, hoy en día, el ojo que todo lo ve, que se puede apreciar en el dorso del billete de un dolar estadounidense.

"Tres" fueron las naves que utilizó Cristobal Colon para cruzar el Océano Atlántico" hasta arribar al continente americano: "la Niña", "la Pinta" y "la Santa María. Dicho sea de paso, Colón no descubrió América, ya que, los vikingos, los fenicios, los chinos, los egipcios, los israelitas, los griegos y los hindúes, visitaban desde hacía muchos siglos antes que Colón, el nuevo continente, con fines comerciales.

Y prosiguiendo con las implicancias existenciales del número tres, puedo agregar que en una familia clásica, son "tres" sus componentes: "Padre", "Madre" e "Hijos".

Las películas son filmadas a 24 fotogramas -o fotografías- por segundo, teniendo en cuenta, que el número 24 es divisible por 6 y por consiguiente, también por 3. Con esto, cuando vemos películas, estamos contemplando 8 grupos de 3 fotogramas por segundo, o 3 fotogramas cada 12 milisegundos.

Cuando se hace la señal de la cruz con las manos, se está dibujando en nuestra mente, como en nuestro cuerpo, un triángulo equilátero, representando la Santa Trinidad, o sea, representando a Dios, pero, al Dios que todos llevamos dentro, a la mismísima unidad en la dualidad, al la Causa y a sus efectos. Esa señal, conforma un triángulo, con lo que esto significa con respecto al número "tres".

La gran llave, que abre las puertas del cielo y del infierno, se encuentra en el Vaticano, conformada por la "Basílica de San Pedro" (el que tiene las tres llaves), la "Vía Della Conciliazione" y el "Castillo de Sant' Angelo".


En robótica, el escritor y bioquímico soviético, nacionalizado estadounidense, Isaac Asimov, definió "tres" leyes en base a las cuales los robots deben basarse en su relación con su entorno, las cuales son las siguientes: "Un robot no puede hacer daño a un ser humano o, por inacción, permitir que un ser humano sufra daño", "Un robot debe obedecer las órdenes dadas por los seres humanos, excepto si estas órdenes entrasen en conflicto con la 1ª Ley" y "Un robot debe proteger su propia existencia en la medida en que esta protección no entre en conflicto con la 1ª o la 2ª Ley".

Existen "tres" reglas muy simples para afrontar la vida con mejor predisposición: "Si no persigues aquello que quieres, nunca lo conseguirás", "Si no preguntas, la respuesta siempre será no" y "Si no das un paso adelante, siempre estarás en el mismo lugar".

Como vemos, el número 3 se encuentra en infinidad de aspectos de nuestras vidas, "a veces condicionando nuestro futuro", "a veces haciéndonos recordar cosas pasadas" y "a veces hasta entender la mismísima creación del universo".

Nelson Javier Ressio.

0 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Subscribe to RSS Feed Follow me on Twitter!