Translate this article to:

19/7/19

El expresar la frase: "te quiero", no se acerca siquiera ni remotamente, a la misma semántica aplicada que se desprende del expresar: "Te Amo". La primera frase proviene desde los egos, mientras que la segunda frase, es inmanente al uso de la Razón Pura, y por lo tanto, de Origen Supremo.

En base a lo anterior, me es imperioso poder comenzar, por medio de esgrimir un intento de buen ejemplo, en cuanto a la abismal separación que existe entre aquellas dos frases. Al momento de decir "te quiero", podremos estar refiriéndonos, a nuestra mascota hogareña, ya sea, a un perro, o a un gato, o a un loro, enjaulado o no; pero que, mas allá de tenerles un cierto apego, hasta llegar a expresarles: "te quiero", a pesar de ello, si en el hipotético caso en el que un perro, por ejemplo, fuese el destinatario de una triste y lógica decisión, por parte de sus dueños humanos, decisión aquella, tomada a conciencia con el fin de entregarlo a la Sociedad Protectora de Animales, debido a que, a dicho animal "doméstico" se le habría comenzado a detectar un cierto comportamiento impredecible, en cuanto a su agresividad, y por lo tanto, es preclaro en este punto, que dicho animal, habría empezado a conformarse como un verdadero peligro para la vida de las personas, internas y externas, de la casa en donde la mencionada mascota residía; entonces, mas allá de quererlo, mas allá de tenerle un cierto apego, a dicho animal, es obvio, que vale mucho más, la vida humana, que la de un perro; mas allá de que a algunos no les guste esta última frase, por lo que, a aquellos que no les guste aquella última frase, los invito, si es que así lo desean, a ir mas seguido a la biblioteca; y con aquel hecho de entregar, a la ahora peligrosa mascota, a un organismo estatal destinado a la protección de animales, al mismo tiempo, sabremos que dicho animal, estará bien tratado en un lugar destinado para él, a nivel estatal en primera instancia, y el destino que a partir de allí se le dé, como segunda instancia. También podremos querer, y tener nostalgias por un cierto automóvil que tuvimos tiempo atrás, y aunque el actual sea mejor que el precedente (o a veces peor, dependiendo de las circunstancias), respecto de dicho automóvil que extrañamos, también podríamos afirmar, o llegar a resumir nuestros "sentimientos" hacia aquella antecesora máquina, por medio de un "profundo": "te quiero". Pero también podríamos expresarle "te quiero" (y por las mismas razones antedichas, para los ejemplos del perro y del automóvil) a cualquier ser vivo, o a cualquier cosa sin vida, animada o inanimada, todos los cuales, nos pudieron haber dejado una huella psicológica, de un tamaño imposible de medir, aunque sí podremos medirlo, dependiendo de la retribución recibida en base a sus "servicios prestados", ya sea, el mismo perro que entregamos a la Protectora de Animales, o el automóvil anterior, al que cambiamos por otro mas moderno (o por una bicicleta, dependiendo de cual sea el caso o situación vivencial de cada uno, de manera individual, o bien, de una familia); y siguiendo con los ejemplos, también podríamos decirle "te quiero", a una heladera, a un lavarropas, a una computadora y que por mas vieja que ésta sea, ha sabido  (o ha calculado) retribuirnos con creces a nuestras constantes necesidades en algún momento de nuestras vidas; y un gran etcétera de entes vivos y/o no vivos, animados y/o inanimados, todos y cada uno de ellos, receptores en primera fila, de aquella primera frase: "te quiero".

Pues bien, para separar el párrafo anterior, del siguiente, -para separar el "te quiero" del "Te Amo"-, debo decir que, todo lo que está detallado antes de estas nuevas líneas, y de las que vendrán mas adelante, provienen desde el Ego Humano, desde el Sistema Límbico, desde nuestra Alma con Asperezas, desde todo lo que se encuentra debajo del Paleocortex (lo que nos protege del Mundo Onírico), hacia abajo, hacia la Columna Vertebral, es decir, el expresar; "te quiero", se constituye como una frase revestida de una semántica posesiva, y que solamente es expresada por parte de los egos, a modo de "agradecimiento" por los servicios prestados, mas allá de que dichos egos, no se merezcan prestarles ningún servicio, mas allá de intentar destruirlos; ya que los egos, solo intentan satisfacerse a si mismos, intentan pedir recompensas a cambio de absolutamente nada, en todo momento, y desprovistos de empatía de por medio, porque, dicha virtud, la empatía, se encuentra del otro lado, y mas arriba de aquella barrera denominada Paleocortex, y que es el denominado Neocortex (y porsupuesto, mucho mas arriba del Sistema Límbico, desde donde provienen los egos y frases emitidas por ellos como el tan posesivo: "te quiero" por ejemplo), y aquel Neocortex, se constituye como la parte evolutiva de nuestro cerebro, la que nos hace humanos con empatía, es decir, la que se conforma como la corteza que nos da, nada mas y nada menos, que el Uso de la Razón incluidos los Sentimientos.

Y ahora, como es lógico, ya sorteamos la barrera evolucionada en el Paleolítico, y que fue denominada: Paleocortex, y en dirección desde abajo hacia arriba: por lo que ahora nos centraremos en el Neocortex, esa corteza evolutiva que nos ha hecho ser lo que somos hoy en día, en mayor o menor medida, es decir, seres con Uso de Razón, y con la Posibilidad latente de usar la empatía de la que el Neocortex puede valerse, pero que a veces, es eclipsada por aquellos egos provenientes desde el mas antiguo aparato cerebral evolutivo del ser humano, y que es el Sistema Límbico. El Neocortex posee el verdadero Uso de Razón, y el verdadero Uso de los Sentimientos; y como ejemplo, si el ser humano no tendría aquella parte cerebral, en la que actualmente residen los egos, entonces, como consecuencia extremadamente positiva, el Neocortex, no solamente estaría menos congestionado por aquellos oscuros susurros provenientes desde lo que está debajo de él, sino que también, tendría una gran capacidad de empatía, de entre todo el abanico de sentimientos que provienen desde este Nuevo Estrato Superior Evolutivo Humano denominado: Neocortex. Pero, por desgracias, y por el momento, los demonios en forma de egos, interfieren constantemente, con los Dioses en la forma de Uso de Razón y de Sentimientos. Y es por ello que ahora pasaremos a analizar la diferencia de la primera frase, con la que abrí este escrito, respecto de la segunda frase; el expresar: "Te Amo".

Amar, en lo absoluto es -o debería ser- posesión, en lo absoluto debería ser recompensa, en lo absoluto debería ser usabilidad... "Amar" es todo lo contrario al "querer", ya que el "Amar" se corresponde con el Uso de la Razón Pura, el "Amar" se corresponde con el uso de los Sentimientos Empáticos; y así es, los coloqué en mayúscula, porque el uso de la Razón Pura, encerrando todo lo antedicho, es lo único Supremo que posee el Ser Humano, ya que todo lo demás, es proveniente desde el mundo animal, y en el mundo animal, solo se "quiere" tal o cual cosa, solo se "desea", solamente se busca constantemente una retribución en base a no dar nada a cambio, debido a que el dar algo a cambio, automáticamente se transforma en inteligencia, y por lo tanto, se considera proveniente desde lo Supremo de la Razón Humana, sabiendo que la Inteligencia encierra intelectualidad sumada a los sentimientos humanistas.

Por lo tanto, el expresar "Te Amo" a alguien (porque quien exprese lo mismo, pero, en este caso, hacia algo, pues, debería intentar sentarse a pensar y a re-acomodar sus prioridades, es decir, a re-acomodar todo lo que proviene desde lo que se encuentra debajo del Paleocortex, y todo lo que proviene desde arriba de Él). Entonces, y lo vuelvo a transcribir: el expresar "Te Amo" a alguien, se conforma como una frase nacida desde las entrañas de un Mundo repleto de Razón y de Sentimientos, en donde reside la Madre de todos los Sentimientos (y la Regidora de la Razón Pura), y que es la Empatía, -ese colocar nuestro uso de razón, en el lugar del Uso de la Razón y de los Sentimientos de otra persona-, ya que, si no tuviésemos Empatía, si no tendríamos sentimientos, al menos positivos, en dirección hacia los demás, entonces es posible que seamos portadores de una patología muy conocida, la cual carece de total sentido de empatía, y dicha patología se denomina como Psicopatía (y esto no quiere decir que una persona con dicha patología, vague por la vida, merodeando por allí, matando personas, o hablando incoherencias, ya que en este mundo, es probable que existan mas personas poseedoras de la mencionada "patología", que lo que cualquier persona "normal" podría llegar a estimar; y de seguro, muchas veces, estas personas, con dicha "patología", realizan una Gran Obra, un Opus Magnum interno, las cuales se arremangan para poder construir lo que les falta, es decir, sus propias máscaras de sentimientos, para poder encajar en la sociedad, y basados en dichas máscaras de empatía en este caso, y aunque éstas sean solo "máscaras" psicológicas, dichas personas con dicha "patología mental", suelen ser mejores personas que otras personas que están desprovistas de dicha patología, aunque estas últimas personas, llamadas: "normales" tengan la Posibilidad de usar dicha virtud por el hecho de contenerla de manera inmanente, porque a veces, las máscaras de empatía utilizadas por personas con Psicopatía, son tan poderosas y muy bien construidas, que las mantienen muy cercanas a su Uso de Razón, y por lo tanto, por medio de lo inmediato anterior, ellos "simulan que poseen" aquello Supremo que nombré antes, y que es la Razón Pura, es decir, la Razón sumada a los Sentimientos, todo ello residente en el Neocortex). Es de saber también, que a veces, el Paleocortex, esa Corteza Cerebral que nos protege del vendaval de animales evolutivos que provienen desde el Sistema Límbico queriendo acechar constantemente el Neocortex, o, a mi modo de verlo, desde nuestra Corteza Arcaica, evolutiva, y puramente animal, desde un simio Avanzado, hasta el Protozoo mas involucionado, acechando al Homo Sapiens Sapiens; todos aquellos animales, están en nuestra "ArcaCortex", según la definición del "Diccionario Nelsoniano" de la "Real Academia Nelsoniana de las Ciencias". Un poco de risas, no viene nada mal, ¿no?

Entonces, retornemos a aquella segunda frese, la que expresa: "Te Amo", en comparación con la primera de ambas, la cual expresa posesión y necesidad de retribución, y que era y que ya expliqué, -siempre desde mi punto de vista, como en todo en este sitio-, y que fue la frase: "te quiero".

El expresar "Te Amo", con mayúsculas, -porque es una frase Suprema, proveniente desde el Uso de la Razón y de los Sentimientos (con o "sin" máscaras)-, es, como ya se han dado cuenta, una frase infinitamente alejada de la frase que expresa "te quiero", con minúsculas. El expresar "Te Amo", y de manera reiterada, y no esporádica (aunque tampoco llegar a hacerlo 100 veces al día) es expresar Libertad y al mismo tiempo, es Emanar Nuestra Luz Inmanente, hacia todos los que están a nuestro lado, y hacia todos los receptores de dicha frase, y no así, liberar aquellos egos, transformados en un absurdo y en un libertinaje, solamente domable por medio del Uso de la Razón Pura; y nuestra sombra, la cual, si bien es inevitable cuando existe la Luz, es totalmente obvio, que a mayores Fulguras repartidas hacia todos los puntos cardinales, menores serán las sombras proyectadas, hasta tal punto en el que dichas sombras, desaparecerán por completo. La frase "Te Amo", es la frase mas elocuente y poderosa que se le puede expresar a otro ser humano, sin reticencias, sin expresarla entre dientes apretados, sin que su reiteración sea una sola vez cada un gran espacio de tiempo, porque allí mismo, detectaremos que el Amor, por el cual es expresada la frase "Te Amo", no existe. Cuando se Ama de verdad, es menester, primero que nada, observar los pétalos de la otra persona, mas no así, sus espinas; es observar lo que ésta persona ha dejado para otros, hacia el futuro, -a modo de trascendencia de sus enseñanzas para el próximo, es decir, a su familia inmediata, y al prójimo, es decir, a su familia humana-, trascendencia aquella que pudiera llegar a durar por siglos... por milenios... o bien... para toda la eternidad, marcando, de manera positiva, -aun estando biunívocamente en desacuerdo-, los eventos futuros que podrán construir para sí mismos, -para los suyos y para los demás-, incontables generaciones de seres humanos. El expresar la frase proveniente desde la Supremacía de la Razón, y que es: "Te Amo", también se suma a lo inmediato anterior, en cuestiones que tienen arraigo en la construcción de un Gran Templo Familiar, basado este, en dos grandes Columnas, y que son las columnas que sostienen a aquel Templo, es decir, en este caso, las dos Columnas conformadas por los dos Padres (también con mayúsculas), y si una de esas Columnas se debilita, se destruye, o peor aún, desaparece, es cuestión de tiempo, de que el Templo Familiar se desplome como consecuencia, en un abrir y cerrar de ojos. El tema es que, si el Amor ha dejado de existir, ya sea; por el erróneo hecho de tener en cuenta las espinas, en lugar de los Pétalos, respecto de cada una de aquellas Columnas familiares; o peor aún, si el Amor nunca ha existido en una -o en ambas- de dichas Columnas, y solamente ha existido un conjunto de Tabúes, y de psicologías de escape, respecto de otras situaciones privadas y oscuras, precedentes a la conformación de dichas Columnas Familiares; o bien, el Amor no ha existido nunca, pero las Columnas logran mantenerse en pié, gracias a simples sentimientos de lástima, ya sea desde una, o bien, desde ambas Columnas hacia la otra, como para mantener a la Familia Unida... al Templo Familiar en Pié; o el Amor ha dejado de existir debido a la acción constante de unas fuertes presencias psicológicas dominantes, presencias aquellas, que partieron desde las psiques de las Columnas predecesoras a las Columnas actuales, es decir que, fueron psiques primigenias y dominantes, las cuales antecedieron a las psiques de las actuales Columnas que conforman el Templo Familiar del presente familiar, y que por tales motivos, denominados Ánimas y Ánimus en la Psicología Analítica, (aunque en el Psicoanálisis de Freud, también), por el Psicoanalista Carl Jung, las partes sostenedoras del Templo Familiar pudieran dejar de existir en un abrir y cerrar de Ojos;... O bien, -y al contrario de los anteriores ejemplos-, el expresar "Te Amo", deberá contener, a modo de simplicidad y de ejemplificación, ese Amor, que se transforma en esa Decisión Consciente (de allí la Supremacía de la Razón), de abrazar eternamente a alguien que se Ama (porque si le expresara: "te quiero" a mi automóvil, o a mi lavarropas, jamás los abrazaría, "al menos públicamente")... o bien, el expresar "Te Amo", deberá convertirse en esa Decisión Consciente de mirar a los ojos de aquella persona Amada, hasta el final de los tiempos, como mirando su interior, mas que deteniéndonos en su exterior... o bien, el expresar "Te Amo", deberá responder a la Decisión Consciente de un viaje interno hacia el Sentir el aroma de la piel de Una, o de Ambas Columnas Amadas, en todo hacia lo que le preste atención el sentido del olfato... o bien, el expresar "Te Amo", esa Decisión Consciente deberá transformarse en un indescifrable e interminable acto de entrelazamiento, bailando al Compás y con la Rectitud desprendida desde una danza sexual interminable, en la que ambas Columnas no querrán separarse jamás.

En definitiva, el expresar "te quiero" se desprende desde un instinto meramente animal, y por lo tanto, egoísta; mientras que el expresar "Te Amo", se conjuga como una Urdimbre de Sentimientos nacidos desde el Uso de la Razón y desde la virtud de virtudes, denominada: Empatía.

Si Amas a alguien, dile y reitérale: "Te Amo" (y no así, esgrimir un esporádico y entredientes: "te quiero"); abrázale, por horas, como si fuese la última vez que ambas almas se vayan a encontrar; mírale a los ojos como si fuese la última vez que lo pudieras hacer; hazle el Amor, a conciencia, tal como si fuese la primera vez en la que descubres el Verdadero Amor, proveniente desde la Supremacía de tu propio Uso de Razón, mas no así, el hacer el Amor desde las tiranas fuerzas del mundo animal, aquellas que yacen debajo de aquel Paleocortex, órgano o estrato cerebral que todos poseemos. En caso contrario, si únicamente atinas a expresar un débil y muy esporádicamente reiterado: "te quiero" (o únicamente expresas unos cuantos y débiles "te amo", en minúsculas, durante y después de un acto sexual, sin expresar luego, aquella Frase Suprema, en ninguno de los demás momentos de la vida, y menos que menos, en mayúsculas), los que están hablando y los que están dominando allí, son los Egos, y por ende, esa persona que solamente sabe expresar la frase: "te quiero", no ama de verdad a aquella otra persona, sino que... solo la posee (y mas allá de que le tenga algún tipo de estima), y por lo tanto, a la persona que únicamente se la posee, al mismo tiempo de llevar a cabo tal egóica posesión de dicho ser, al que solo "se le quiere entredientes", se lo está conduciendo, irremediablemente, hacia su propia autodestrucción; y con lo que esto último significa para el Templo Familiar.

Se Aman o no se aman. Usan la Razón, o usan los egos. Punto. No se debe jugar al amor verdadero cuando no existe, ni existirá uno; o bien, sin darse cuenta, no mantengan en pié a un Aparente Amor Falso... cuando éste realmente existe. El Uso de la Razón Suprema, es la clave para poder diferenciar a ambos argumentos entrecruzados, en mayúsculas y en minúsculas.


14/7/19






Y el fin del mundo está en un lugar llamado ''Man-hattan''.

Película AI.

Nota previa (para youtubers y posters sin escrúpulos): Este escrito lo realicé, unas pocas horas después de la media noche, luego del apagón en Manhattan, en la madrugada del 14/07/2019. Si deseas compartir lo hallado por mi, tal como en mis otros artículos, deberás citar esta web y a mi persona, de manera inexorable. De lo contrario, habrá consecuencias legales para quien infrinja lo antedicho, y esto se aplica a todos mis artículos.

¿Comienza una nueva etapa de la aplicación del Plan conocido como: el Nuevo Orden Mundial administrado por la ineludible ayuda de la Inteligencia Artificial, luego del cual veremos la desaparición de las fronteras nacionales, hacia un nuevo sistema monetario cuántico y hacia la globalización o unificación de todo cuanto sea posible? ¿Porque? y creo yo que, la respuesta es simple. Todos los habitantes de este planeta, vivimos... justamente... en este planeta, y por lo tanto, todos somos hermanos e hijos de una misma Madre Tierra.

Entre el 13/07/2019, es decir, ayer; y hoy, 14/07/2019, tuvo lugar un gran apagón en Manhattan. O coincidencia; si estuviésemos en el año 1977, publicaría lo siguiente: "Entre el 13/07/1977, es decir, ayer; y hoy, 14/07/1977, tuvo lugar un gran apagón en Manhattan.". O, ¿co-incidencia?

La suma de los dígitos únicos de ayer, 13/07/2019, y los de hoy 14/07/2019, arrojan un 23 y un 24 respectivamente; y si sumamos 23 + 24 = 47 (y no es Hitman 47, ni una AK47, sino que se refiere, a mi juicio, a otra cosa), ya que, 4 + 7 = 11; pero también, si sumamos de esta manera: 2 + 3 + 2 + 4 también nos arroja un 11, y es en Manhattan (palabra de 9 letras por cierto: 9/11) en donde estaban las Torres Gemelas, pertenecientes al World Trade Center, Torres que conformaban un perfecto 11, (la dualidad), mientras que actualmente, solo existe una sola Mega Torre (de entre otros edificios mas pequeños y menos significativos), el World Trade Center 1, (la Unidad). Incluso, en aquella suma de: 23 + 24, la que nos arrojó un 47, también existe un 22 + 34 oculto, y su resultado es 56, y 5 + 6 nos da también un 11; pero también, si permutamos de esta otra manera, a la primera o segunda suma, detalladas en este párrafo, tal como sigue: 32 + 42, nos da un 74 y como intuirán, 7 + 4 nos arroja un nuevo número 11; o bien, otras permutaciones, como 24 + 32, 23 + 42, 42 + 32; y creo que están todas las permutaciones utilizadas; todas nos dan un número 11. Y alguien dirá por allí, ¡pero eso es -o quizás debería ser- una regla o principio matemático; por lo que yo le respondo: "a mi juicio y experiencia matemática, si". En toda suma de dos dígitos, por ejemplo, la suma de las permutaciones de sus cifras, siempre arrojarían, luego de un adecuado reduccionismo, el mismo número; si es que mi mente no me falla. Pero, lo importante aquí, es la repetición del número 11 (Torres Gemelas, viéndose el Sol entre medio, como un Gran 101, un Gran Portal hacia una Nueva Era de Paz y de Unificación), y su relación con el 13 (la cantidad de estados, en donde, ayer y hoy ocurrió el Apagón), por lo tanto, la Iniciativa de Paz y de Unificación Global, provienen desde los Estados Unidos de América; y en incontables veces, lo hemos visto al Presidente Donald Trump, actuando en dirección hacia lo anteriormente dicho, hacia la Paz, y hacia la Unificación Global, virtudes globales que son propias del sentido común, aunque este último, no sea el mas común de los sentidos.

De Wikipedia:
"El 11 de julio de 1789, el rey Luis XVI, actuando bajo la influencia de los nobles conservadores ..., despidió al ministro Necker y ordenó la reconstrucción del Ministerio de Finanzas."
Respecto de lo anterior, si sumamos los dígitos de la fecha 11/07/1789. es decir: 1 + 1 + 0 + 7 + 1 + 7 + 8 + 9 = 34, y 3 + 4 = 7 (mes de Julio).

Pero, en cuanto al apagón del año 1977, si calculamos la diferencia exacta que existe entre la fecha de la Toma de la Bastilla y el apagón en Manhattan del año 1977, tal como sigue: 14/07/1977 - 14/07/1799 (recordemos que 1977 es un anagrama, o ambigrama, de 1977 y viceversa, sin ser esto una casualidad), tal resta nos muestra un total de 178 años exactos, y como se imaginarán, las sumas de las cifras únicas de los 178 años, nos arrojan un 16, y 1 + 6 = 7; mientras que si sumamos las cifras únicas de los días transcurridos, es decir, los 65013 días, arrojan un 15, y 1+5 = 6; oh, ¿¡pero no ha dado 7!?, esperen y no desesperen, ya que aquel 7 de los años, sumados a este 6 de los días, nos arroja el número 13, y el 13 se corresponden con la cantidad de estados que tienen los Estados Unidos de América.

Por otro lado, con respecto a este apagón, en Manhattan (centro actual de todas las miradas del mundo) del año actual, 2019, si calculamos la diferencia exacta que nos separa de la fecha de la Toma de la Bastilla en relación con la fecha del actual apagón en Manhattan de este año 2019, tal como sigue: 14/07/2019 - 14/07/1799 (recordemos que 1977 es un anagrama, o ambigrama, de 1799 y viceversa), tal resta nos arroja un total de 220 años exactos, y 80353 días transcurridos, y mas allá del simbolismo que algunos verán en estas dos últimas cifras; ya que en el 220, existen 2 veces 110, o bien, dos veces 11; y en el 80353, existen un 11 y un 33, a saber: 8 + 5 = 11, mientras que lo que resta, es el 33 extraído de las últimas 3 cifras; y a su vez, 33 - 11 = 22, y el 22, recordemos, se compone con 2 veces 11, llegando una vez mas, a lo mismo; y como también aquí se imaginarán, las sumas de las cifras únicas de los 220 años, nos arrojan un 4; mientras que si sumamos las cifras únicas de los días transcurridos, es decir, los 80353 días, nos muestran un 19, y 1 + 9 = 10, y sumados estos 10 a aquellos 4, que es 2 veces 2 (otra vez el 22), nos arroja otro 14; pero, si sumamos las cifras de aquel 19 mas aquel 22, es decir: 1 + 9 + 2 + 2 nos da también, como resultado, el número 14, el mismo día de la toma de la Bastilla, y del Apagón de Manhattan. Pero hay más todavía, porque si sumamos una a una, de manera individual, las cifras de los años transcurridos mas los días transcurridos, es decir, tal como sigue: 2 + 2 + 0 + 8 + 0 + 3 + 5 + 3 obtenemos como resultado, el número 23, y en términos horarios (y simbólicos), el número que representa la hora 23, son las 11 de la noche; por lo que, una vez mas, el 11 (o bien, el 11:11) otra vez se nos presenta ante nuestras percepciones.

De Wikipedia:
"Toma de la Bastilla
El 14 de julio [de 1799 (anagrama oculto del año 1977)] el pueblo de París respaldó en las calles a sus representantes y, ante el temor de que las tropas reales los detuvieran, asaltaron la fortaleza de la Bastilla, símbolo del absolutismo monárquico, pero también punto estratégico del plan de represión de Luis XVI, pues sus cañones apuntaban a los barrios obreros. Tras cuatro horas de combate, los insurgentes tomaron la prisión, matando a su gobernador, el Marqués Bernard de Launay. Si bien solo cuatro presos fueron liberados, la Bastilla se convirtió en un potente símbolo de todo lo que resultaba despreciable en el Antiguo Régimen."
Como expresaba al comienzo, se viene el anunciado Nuevo Régimen Mundial... ¿¡al fin!?
Algunos links de interés (también de mi autoría):
Lee mi artículo respecto del Nuevo Orden Mundial: https://www.erminauta.com/2014/07/hacia-un-nuevo-orden-mundial-sera-una.html
Lee mi artículo respecto del Fin de las Ideologías: https://www.erminauta.com/2015/04/el-fin-de-las-ideologias-ha-comenzado.html
Lee mi artículo relacionado al muy problemático Nacionalismo: https://www.erminauta.com/2019/06/el-nacionalismo-como-potencial.html
Lee mi artículo respecto de los sesgos ideológicos y la necesidad de un Idealismo Global: https://www.erminauta.com/2015/07/las-ideologias-de-centro-y-la.html
En la película, Inteligencia Artificial, (AI, por sus siglas en inglés), del año 2001, año en el que se derribaron las Torres Gemelas, existe el siguiente, y muy premonitorio pasaje narrativo:
Corrían los años posteriores al
deshielo de los casquetes polares... ...debido al efecto invernadero.
Los mares habían anegado
numerosas ciudades...
...a lo largo de todas
las costas del mundo.
Amsterdam, Venecia, Nueva York...
Se habían perdido para siempre.
Millones de personas habían sido desplazadas.
El clima era caótico.
Cientos de millones morían de hambre
en los países más pobres.
En otros se mantuvo
la prosperidad...
...cuando muchos gobiernos
del mundo desarrollado...
...impusieron medidas estrictas para autorizar los embarazos...
...por lo que los robots...
...que nunca tenían hambre
y no consumían...
...más que lo necesario
para su fabricación...
...se convirtieron
en un elemento esencial...
...de la estructura económica
de la sociedad
.
Crear un ser artificial
ha sido el sueno del hombre.
. . .desde el nacimiento
de la ciencia.
Y no sólo desde
la edad moderna. . .
. . .cuando nuestros antepasados crearon máquinas pensantes . . .
. . .monstruos primitivos
que jugaban al ajedrez.
¡Qué lejos hemos llegado!
El ser artificial es ya una realidad. . .
. . .un simulacro perfecto. . .
. . .de miembros articulados. . .
. . .de fácil expresión verbal. . .
. . .y no carente
de reacciones humanas.
Ni de respuesta
al recuerdo del dolor.
Pasaje narrativo de la película AI, de Steven Spielverg, del año 2001.
Y para finalizar, quisiera comentar algo interesante, respecto del acróniomo, AI, ya que sus valores numéricos (porque, como todos sabrán, en cada lenguaje o alfabeto, sus componentes tienen asignado un número, y que, en su mayoría, sino en todos, es de manera ascendente, comenzando desde el 1 como valor con valor, valga la redundancia, ya que no debemos olvidarnos del cero), y respecto del acrónimo AI, la letra "A" tiene el valor 1, y la letra "I" (y no se apure, porque aunque se parezcan a un 11, el valor 1 de la A, y la letra I, en este caso, "no simbolizaría" un 11) y como les detallaba antes del paréntesis, la letra "I", posee el valor ordinal 9, en la mayoría de los alfabetos; y respecto de dichos números, el 1, representa el comienzo de un determinado evento -o eventos- (2001) que serán aplicados ampliamente hacia el futuro, mientras que el número 9 (2019), representa, el final de un ciclo, el final de lo viejo, y el comienzo de uno nuevo, ya que todos los números que se nos puedan imaginar, se conforman con los números base, del 0 al 9, siendo el 0, la nada, el 1 el comienzo, y el 9, el final, tal como las dos últimas cifras del actual año, 19 (en relación al 2019). El año 2019, es decir, el año 19 (el año de la AI, de la Inteligencia Artificial), es el año en el que comienza la fase de la "tecnologización" a gran escala de la especie humana, ayudada en gran medida, y en constante aumento, gracias a la Inteligencia Artificial.

Si nos ponemos a pensar, desde la Revolución Francesa, hasta la implementación de la Inteligencia Artificial, solo han pasado 220 años, desde el 1799 hasta el actual 2019. Aunque a veces parezca lo contrario, ¿¡Que maravilla que es el Ser Humano, por hacer todo lo que ha hecho, no les parece!?

Y he dejado para lo último, la resta que me faltaba realizar, y que es la que se compone de las fechas: 14/07/2019 - 14/07/1977 (días exactos -13 y 14-, y los años en los que se dieron los dos últimos grandes apagones en Manhattan), entre las cuales, aquellas dos fechas, están contenidos 42 años exactos, y/o, 15340 días; y como anteriormente lo he realizado, aquí también lo deberé hacer, ya que, si sumamos todas las cifras, de manera individual, obtenemos la siguiente expresión: 4 + 2 + 1 + 5 + 3 + 4 + 0, nos arroja un muy revelador resultado, el cual es igual a 19. Ni mas ni menos que la AI, la Artificial Intelligence, o Inteligencia Artificial.

Se viene una Nueva Era de Paz, nuevos momentos para comprender, de que todos los seres sobre la faz de la Tierra, somos Hermanos (mas allá de las creaciones humanas meramente divisorias y que encadenan a cada individuo, tales como los dioses, las mitologías dogmáticas, las religiones, y mucho mas), todos, absolutamente todos nosotros, hijos de una misma Madre Tierra, la cual nunca poseyó fronteras nacionales, las cuales fueron, son y serán efímeras (aunque alguna vez hayan servido para obtener Orden del Caos), y que dentro del contexto actual en el que se halla sumergida la humanidad, dichas fronteras, junto a aquellas otras creaciones humanas, solo existen para dividir al ser humano. En otros momentos, fueron útiles. Hoy ya no lo son.


13/7/19


¿Quien es quien en este planeta llamado Tierra? Obviamente, en relación a la pregunta inicial, y desde mi imperfecto pero perfectible punto de vista, aunque, eso si, punto de vista aquel, que ha sido aprobado por mi conciencia, la que encierra la intuición y la deducción mediante el uso de la Razón, lo único Supremo y perfecto que posee el ser humano, y aunque la razón es Perfecta y Suprema, lo que de ella se desprende, es imperfecto, pero perfectible, ya que depende de qué tipo de uso le habremos dado, durante toda nuestra vida, a dicha Razón Suprema.

Pero, la pregunta de ¿quien es quien en este mundo?, me pone en la duda para realizarme otras preguntas, como por ejemplo, ¿quien tuvo el poder desde el comienzo de las sociedades organizadas?, ¿quien se dio cuenta, de que la sociedad es un complejo mecanismo, el que necesita de la ambivalencia, para subsistir y progresar?

Como sabemos, desde el inicio de los tiempos, el que siempre tuvo el poder, fueron nuestros ancestros, los animales, y a ellos los portamos, aun hoy, en el siglo XXI. Por lo tanto, en esencia, el poder siempre ha estado en mentes, eminentemente animales, con uso de razón, quienes, luego de descubrir el andar bípedo, el mirar a los ojos al otro, de frente, el darse cuenta de que, se podía encender el fuego, usando dos piedras y unas ramillas, y que luego, podrían cocinar la carne, con ese fuego, y que antes comían crudas, y muchas cosas mas, generaron un vendaval de orogénesis, y el Neocortex, pasó de ser un tercer nivel de mediana capacidad, al que tenemos hoy en día.

Según dice la ciencia ortodoxa, solo usamos el 10% de nuestro actual cerebro (algo con lo que no estoy de acuerdo, pero bueno, esto es otra historia), por lo tanto, el Sistema Límbico, ese cerebro animal que portamos debajo del Neocortex, es la parte arcaica de nuestro Cerebro, es la parte evolutiva, es la parte en donde está la memoria colectiva inconsciente, es de donde provienen los sueños, las respuestas e impulsos instintivos, las pulsiones sexuales, es decir, los egos, esas bajas pasiones, que debemos saber detectar, para luego, hacerlas conscientes. Por lo tanto, hoy en día, estamos gobernados por personas que han acumulado poder desde antaño, mas allá de la ambivalencia de quienes tienen el único poder, dicha ambivalencia siempre estará desde los gobiernos (o desde quienes tengan el poder por sobre dichos gobiernos) hacia abajo, hacia el pueblo, porque, desde los gobiernos hacia arriba, la ambivalencia se extingue en un corto trayecto, quedando el poder, en una sola mano; y no quiero decir con esto, que esa mano sea mala o buena, sino que, esa mano, no es ni mala ni buena, es la que genera la ambivalencia en el gran pueblo que compone este planeta, a través de los gobiernos. Y con estas palabras, no juzgo a nada ni a nadie, no expreso culpabilidades a nada ni a nadie, porque, ¿quienes de nosotros sabemos, lo que aquella única mano ambivalente, tiene en mente? Al menos, yo no lo sé, pero, de lo que sí estoy seguro, es que lo puedo intuir, porque, aquella mano; y que no es una sola persona, por supuesto; posee la potestad de un verdadero Demiurgo, quien, para construir, necesita, destruir, y para destruir, necesita construir, pero, que, en definitiva, el objetivo final del Demiurgo, es el progreso de la especie humana, y no solamente en este planeta, sino que, hacia donde sea necesario ir, porque esta especie, no debe terminarse jamás, y tenemos la obligación, por naturaleza evolutiva, de ir mas allá de todo límite, a todos los niveles. Para progresar, no hay buenos ni malos, ni hay Cristos ni Anticristos, no hay Dioses ni Diablos, sino que, hay Demiurgos, y así como el progreso individual, se constituye como un constante pase de estados mentales, de felicidad, a la tristeza, a la ira, a la alegría, y de nuevo a la felicidad, y así continúa el ciclo, tal como el Ouroboros; y a este respecto, Nietzsche decía: "No dejes que un horizonte de infinitos retornos te intimide; vive la vida de tal manera, de que si tuvieras la oportunidad de vivirla nuevamente, pudieras hacerlo sin temor". Y así es la vida individual, y por lo tanto, así es la vida colectiva; un ciclo, un ir y venir de eventos que parecen malos, y de eventos que parecen buenos, pero, que a los ojos de aquella mano ambivalente, demiúrgica, y que está sobre los gobiernos, sabe muy bien, que dicha ambivalencia, debe aplicarse a la sociedad, la que se encuentra por debajo de los gobiernos, por intermedio, o a través, de la clase política, para que el diseño, pensado por el Diseñador, pensado a cientos o miles de años hacia el futuro, sea aplicado sobre nuestra sociedad, de la mejor manera posible, por las manos del Demiurgo, por aquellas manos ambivalentes que nombraba antes, y que están por encima de todos los gobiernos. Pero, el que diseña, está por encima de aquellas manos, y este, haría las veces de Dios, pero, a mi manera de ver el mundo, son solo personas con sabiduría, que únicamente diseñan, y que aquella mano ambivalente, ejecuta hacia abajo. No olvidemos que, "como es arriba, es abajo; como es abajo, es arriba; y como es a un lado, es al otro; y como es delante, es detrás", y por lo tanto, lo que el Diseñador (ese grupo de personas que piensan a futuro, tiene en mente y planea y luego delega al Demiurgo, a esa mano ambivalente), y que el Diseñador plasma sobre su plano, sea como sea dicho plano, el Demiurgo lo ejecuta, a rajatabla, y como sabemos, a veces, para construir y para avanzar, se debe destruir, ya sea, de manera individual, o a nivel de nuestra especie, y eso es lo que sucede hoy en día, en este planeta, siempre desde mi imperfecto punto de vista, por supuesto; porque vemos las dualidades o ambivalencias por todos lados, vemos malos y buenos, organizaciones oscuras y luminosas, y a veces, las luminosas son oscuras, y las oscuras, luminosas, y los malos pueden ser los buenos, y los buenos, pueden ser los malos, y lo que parece una destrucción, puede ser una construcción, y viceversa; tal como lo expresa el principio del Ritmo en el hermetismo: "Todo fluye y refluye; todo tiene sus períodos de avance y retroceso, todo asciende y desciende; todo se mueve como un péndulo; la medida de su movimiento hacia la derecha es la misma que la de su movimiento hacia la izquierda; el ritmo es la compensación." Pues queridos lectores, aquel Diseñador del plan, que creo que se constituye por muchas personas, es el director de esta gran orquesta, que es nuestro planeta, y el Demiurgo, es el que afina o desafina, los instrumentos que sean necesarios, y en el momento menos esperado y menos entendible, por el público que está observando a la orquesta.

Ahora, ¿quienes son los Diseñadores, y quienes son los Demiurgos, con nombre y apellido? Pues esa respuesta, al menos yo, no la puedo dar, aunque pueda tener una intuición al respecto, nada será lo que parece.

Por ello, debemos saber, y muy bien, que ese principio hermético del Ritmo, esa ambivalencia, esa dualidad, tiene como base, todo lo que decía al comienzo de este escrito, y que es, nuestro pasado antropológico, nuestro acervo evolutivo esencial, y como tal, tanto los Diseñadores como los Demiurgos, es decir, aquellos que se encuentran por encima de los gobiernos, ninguno de ellos escapan a la esencia evolutiva del ser human, hayamos tenido un 100% de ingerencia animal terrestre, o hayamos tenido alguna mano extra, para acelerar nuestra evolución. Pese a lo anterior, en cualquiera de los dos casos, el Diseñador y el Demiurgo (el Gran Arquitecto y el Ser Humano) ninguno de ellos, escapan de poseer la esencia animal en la mente inconsciente, y por lo tanto, desde el organismo mas pequeño, hasta los reptiles, y luego, los simios antecesores del Neandertal y del Cromagñon, todos están en el Sistema Límbico, tanto en el del Diseñador como en el del Demiurgo, y por lo tanto, todo lo que diseñen y ejecuten a nivel global, tendrá el Sello de la Razón Suprema, pero también, se encontrarán supeditados bajo el inmanente sesgo que generan las tiranas fuerzas de la evolución; y hasta este momento de nuestra existencia, y que, a tiempos cósmicos, son solo segundos, la ambivalencia, la dualidad, el ritmo, es lo que, por ahora, hace funcionar a "nuestro" planeta. Por ahora, creo yo, y desde nuestra perspectiva colectiva, deberíamos dejar que el ser humano, imperfecto, y quienes tengan el poder, hagan lo que tengan que hacer, debido a que, la tendencia ha sido siempre, hacia el progreso y hacia la expansión, y dudo que esto último se termine, sino que, a mi juicio, existen variados vestigios, de que lo anteriormente expresado, continuará acelerándose, y llegará el día, de que la ambivalencia, la dualidad, o lo que lo anterior signifique a nivele efectivos, ya no sea necesaria, debido a que, llegaremos al punto en el que pasaremos a ocupar un nuevo nivel evolutivo, pasaremos a ser una especie mas avanzada, con injerencias sobre todos los niveles de nuestra vida actual  mas, injerencias que, incluso, irán mas allá de nuestro propio Sistema Solar, porque nos llevarán hacia Sistemas Solares cercanos, mas allá de poder expandirnos hacia los planetas que, por ahora, "tenemos a mano".

La mayoría de los habitantes de este planea, no conocemos los apellidos, ni los nombres de aquellas manos que se encuentran sobre los gobiernos a los que manejan sin que los podamos distinguir, aunque los queramos intuir; pero, eso no es lo que realmente importa, sino que, lo que importa, es que siempre veamos el progreso y la expansión de nuestra especie, aquí, en este planeta Tierra, y hacia otros mundos, pero, para ello, y por el momento, el momentáneamente ineludible método, es la dualidad, la ambivalencia.

Nelson J. Ressio.

3/7/19



Varias veces, ante mi presencia, me han querido psicoanalizar (entonces, estadísticamente hablando, sin mi presencia en dichas "sesiones", estimo yo que, los argumentos psicoanalíticos sobre mi personalidad, deberían tener una alta probabilidad de que se sigan sucediendo uno detrás del otro, aún hoy, en mayores o menores medidas); de parte de Hombres Probos y de Buenas Costumbres; y de otros seres adicionales, y que "no son como los anteriormente mencionados" y que además, tampoco llegan a estar incluidos en el Reino Animal (sin el Hombre); incluso me han intentado psicoanalizar públicamente, ya que me llamaron o publicaron que estoy... "loco". A todos ellos... desde lo mas profundo de mi corazón, les expreso mis humildes, gracias, por tanto halago, pero, de todas maneras, les agradecería nuevamente, que no alimenten a mis egos, y menos que menos, por medio de tan "excélcia" distinción, y que, a prejuicio de aquellos, han agregado un halago mas, el cual expresa que, "incluso son pocos los locos que existen sobre la Tierra". Igualmente, de mi parte, a todo halago, lo descarto automáticamente, y solo un puñado de ellos, los guardo en el Corazón... es decir, a determinados halagos despojados de envidia y de falta de sinceridad; en definitiva, de falta de Empatía.

Pese a lo anterior, desde mi imperfecto punto de vista, creería yo que no deberían psicoanalizarme, y menos que menos, tan velozmente, porque para poder llegar a hacer tal Opus Magnvm, sobre mi persona, en primer lugar; estarían colocando sus propias subjetividades; sus pensamientos a priori; su uso de razón sesgado por ideologías y/o creencias; su muy visible y común, caracterización indeterminada y universalizada; su análisis que no reviste de mediatéz empírica ni metodológicamente científica; sino que, todo lo contrario, porque, al intentar psicoanalizarme, o al intentar abrir juicios a priori, en este caso, sobre mi persona, únicamente demuestran una inmediatez de característica universal, inmadura y carente de todo intelecto (para esta "tarea freudiana/junguiana/lacaniana/Wilhelmniana" por supuesto), y por lo tanto, solo se limitan a regurgitar prejuicios falaces, sin siquiera acercarse al Silogismo basado en hipótesis, como para que, posteriormente, pudiesen arribar a una determinada conclusión verdadera, y menos que menos, el comprender la Ciencia Argumental, y la Lógica Incondicional y Condicional.

Es mas, para poder psicoanalizarme, para intentar siquiera obtener algo del extremo superior expuesto a la intemperie desde dentro de este humilde Iceberg, que es mi mente; (y algunos expresarán, por medio del pecho ensanchado por el ego, luego de lo inmediato y anteriormente expresado por mi, sobre el Iceberg, "¡ahhh!, ¿ves?, te dije que era una persona fría y calculadora"), siendo el ejemplo del Iceberg, solo una analogía, una representación arquetípica mas, de entre tantas, destinada únicamente, para que ciertas personas lo aprehendan de mejor manera; entonces, para poder psicoanalizarme, haría falta; y me conozco muy bien, aunque no del todo y como quisiera, porque me paso todos los días mirándome y amándome a mi mismo ("¡Ahhh!, ¿ves?, te dije que era una persona con características psicológicas narcisistas") y... yo diría, mas bien, "Nelsisistas", pero no importa; entonces, haría falta una horda gigante de psicólogos (y si se quiere incluir a algún psiquiatra, y ya que estamos, a algún experto en Antropología Evolutiva y Filosófica, bienvenidos sean todos a mi mundo), los cuales, efectivamente, son casi los únicos con una cierta potestad profesional (y no así, científica metodológica, empírica, versal, mediata y a posteriori, salvo que estén dedicados al trabajo de campo, exclusivamente), -y además, sin darle demasiada potestad a aquellos que no hacen trabajo de campo, y solo se limitan a repetir lo que otros plasmaron en libros, eso si, con sus propios trabajos de campo-; y aquellos "profesionales de la mente", si intentaran psicoanalizar a este "iceberg que soy" para poder constatar mi halagadora "locura", y de una vez por todas, apaciguar los egos de aquellos que me han llamado -y todavía me llaman- "loco", lo cual, reitero, me halaga en demasía; son "profesionales de la mente" que estarán destinados a una gran tarea, casi imposible, en los tiempos en los que vivimos, y que es, a utilizar su saber, extraído de los libros y charlas con sus pacientes, sumado a una enorme "dosis" de Empatía (con mayúscula), porque el grupo de "profesionales de la salud mental", que intente psicoanalizarme, para averiguar mi personalidad, se encontrarán parados al pie de una gran Pared de Ladrillos, y muy Macizos, y con una Gran Tarea que emprender por delante, como ya dije, porque deberán aplicar lo que muy pocos poseen, y que es la Empatía (además de que, primero que nada, deberán construir una muy alta, fuerte y móvil escalera arquetípica, como primera medida en este reto casi imposible), virtud aquella, la Empatía, muy escasa en estos tiempos, y que solo es posible percibirla en aquellos, sostenida con imperceptibles hilos de algodón, a través de máscaras cuasi mortuorias, inertes e inmóviles; aún en aquellos que por lógica, deberían poseer la mayor carga empática de todas las personas de este planeta, es decir, aquellos "profesionales de la salud mental".

La falta de Empatía, esa si que es una característica cercana a una verdadera y posible patología mental, ¿no les parece?

Entonces, aquella Horda de "profesionales", al momento en el que se dispongan a intentar comprobar lo que aquellos; es decir, los primeros nombrados por mi, al comienzo de este escrito; han expresado, respecto del inmerecido Halago hacia mi persona, en relación a mi inmerecida condición de "loco"; se hallarán frente a un iceberg, a una gran pared, y a un Gran Universo de Humo y Espejos, y deberán dedicar el resto de sus días a psicoanalizar a una sola mente, a mi humilde mente; y al final, y como producto de su conclusión "profesional", -para dejar tranquilos a aquellos Hombres Probos repletos de una evidente envidia, infundada a mi juicio, porque solamente me he dedicado a hacer y no a parecer-, conclusión aquella, que deberá contener características tautológicas, silogísticas, empíricas, mediatas y a posteriori, como mínimo; y dicha conclusión, si la "concluyen", llegará a ser tan amplia, pero tan amplia, que únicamente recordarán el trabajo que les llevó construir la escalera, recordarán el intenso frío proveniente del Iceberg, recordarán la Gran e Interminable Pared de Ladrillos Macizos, y al final de dichos recuerdos, sus conclusiones "profesionales", quedarán revestidas de un espeso halo compuesto por una oscura humareda, y por incontables y móviles espejos suspendidos de la nada y de todo, los cuales reflejan sus propias y brumosas falencias, ya sean, las de los "profesionales", como las de los "Hombres Probos" y los otros, (y aclaro que, cuando expreso Hombres, con "H" mayúscula, me refiero a un Universal, es decir, a los dos únicos géneros que existen sobre la faz de la Tierra, y que son, el femenino y el masculino).

Por lo tanto, si aquella Horda de Profesionales de la Salud Mental jamás podrá llegar a psicoanalizarme como para arrojar siquiera, una realidad que se acerque a la verdad empírica emanada de mi Iceberg, de mi Escalera Móvil, de mi Pared cuasi Fortaleza Medieval, de mi Humo y de mis Espejos; yo me pregunto, ¿como es posible entonces, que los que no son "profesionales de la Mente", aquellos Hombres Probos y otros no tanto, pudiesen esgrimir un determinado halago sobre mi persona, como por ejemplo, de que estoy "loco"? Creo yo, que no me merezco tal pomposo nombramiento; porque, es simple, no me creo receptor para tanto halago respecto a mi supuesta "locura", aunque, si queda muy en claro, que algún día llegaré a poder estarlo; bueno, al menos lo intento casi constantemente.


All Post: Copyright by Nelson Ressio

Nota: Este artículo, tal como los demás, poseen Copyright. Cualquier uso indebido, como copia o lectura o transcripción similar en cualquier medio, ya sean páginas web, videos, o podcast personales en videos, es una fiel violación a los derechos, lo cual es penado por la ley de propiedad intelectual. De todos modos, si desea crear una información a partir de esta, deberá, de manera inexorable, nombrar la fuente, que en este caso soy, Nelson J. Ressio, y/o, esta web.
Safe Creative #0904040153804


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Subscribe to RSS Feed Follow me on Twitter!