8/3/16


Dejando de lado a toda patología mental, como por ejemplo la psicopatía, los casos similares al de la niñera que asesinó a un niño por mandato de Alá, es otro caso mas de la expresión extrema del gran error (queriendo o no) de la mayoría de las religiones cuya única verdad indiscutible es una Revelación Divina, y dicho error, el cual le ha costado mucho a esta humanidad, en términos evolutivos y de progreso, el generar en la psique profunda, allí donde se arraiga el dogma por medio de su gran poder psíquico, lo que Jung denomina Imitatio Christi, y que en este caso de la niñera, sería una imitación de un Alá externo, cuya única ley es la Revelación Divina, y dicha Imitatio Christi, ocasiona que la persona dogmatizada, deposite todas las decisiones de su vida, sobre una cierta imagen externa, que en este caso es Alá, y llega a ser tan fuerte y extrema la externalización del Yo, que depositan toda su personalidad sobre la imagen externa de Alá, mas no así sobre la interna, sumado al depósito de sus vidas enteras, por lo que, se convierten en animales irracionales, porque no serán jamás individuos, ya que esa Imitatio Christi, no les deja individuar, no les deja crear un Yo mas fuerte, por lo que proyectan su Yo hacia afuera, y depositan sus súplicas hacia lo Divino tal como reciben las órdenes desde la Divinidad (canalizado todo esto, cruel e inteligentemente, a través de un sacerdote con la "autoridad" recibida desde su inmediato superior, es decir, desde un determinado dios, dependiendo de la religión), y esa determinada Divinidad se sella con fuego en sus psiques, y esa vivencia externa y "Divina" se torna tan real para ellos, que están realmente convencidos de que su dios les ha hablado y les ha dado órdenes, así como también les perdona sus pecados o escucha sus rezos inútiles. El gran error de la mayoría de las religiones es el Imitatio Christi (un dañino exoterismo a gran escala), el gran flagelo del ser humano, el depositar el Yo, tan luego nuestro preciado Yo!!!, sobre una entidad inexistente, y por ello, pasible de generar en el inconsciente, individual y colectivo, innumerables fantasías, como por ejemplo la de la niñera asesina, ya que para ella, lo que ha hecho, está bien, porque lo ha aprobado la proyección externa de su Yo, de su Dios externo. Mientras continué esta externalización del Yo de parte de las religiones, esto seguirá ocurriendo, y no se necesita ser un psicópata para llevar a cabo un acto como este, solo basta haber nacido y crecido con el hábito diario de externalizar el Yo, y posarlo siempre sobre una cierta divinidad, para que el desastre esté servido a la mesa.

La especie humana tendrá dos opciones, en el futuro próximo, el progreso, o la extinción.

Y algo que nos hará tambalear como especie, hacia una posible extinción, es el Islam radical, por lo tanto, como una religión (mal entendida) dedicada de lleno, al oscurantismo en su mas poderosa expresión, deberá desaparecer prontamente, porque sino, en menos de 20 años, estimo yo que será algo tarde.
El Islam radical se propaga por medio de los vientres maternos, a una escala, casi exponencial, junto con su nefasta doctrina de revelación divina, dedicada a un imperioso retraso, o freno, en cuanto a la perfectibilidad del ser humano.
Los gobiernos mundiales están CIEGOS, SORDOS Y MUDOS, ante este flagelo, y alguien deberá hacerles tomar conciencia de la magnitud del sufrimiento que ya se percibe desde un futuro muy cercano.

Es inaceptable que una nueva época oscurantista, sea desplegada, por sobre el innegable y actual progresismo del ser humano, y por ende, todas las políticas progresistas mundiales, deberán estar orientadas a erradicar al Islam radical de la faz de la Tierra, y con ello, a exterminar a todo aquel que guíe su vida por los designios oscurantistas de Alá, mas no así, por los designios Iluministas de la razón. A todos los que se encuentren bajo el convencimiento, de que Alá les habla, y por mandato de Él, debe matar a cada "infiel" que se les cruce por sus mentes retorcidas, debe ser exterminado sin miramientos ni juicios previos, por el simple hecho de que, cada uno de ellos, se constituyen como un gran peligro para el normal progreso de la especie humana.

No debemos permitir nunca mas... los gobiernos NO DEBEN PERMITIR NUNCA MAS... que el Islam radical se continúe expandiendo, por simple captación de seres ignorantes, o por rápido esparcimiento a través de los úteros de sus sufrientes mujeres.


Gobiernos del mundo, ¿que están haciendo al respecto?


0 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Subscribe to RSS Feed Follow me on Twitter!